La salud visual depende de las revisiones rutinarias, de nuestros hábitos diarios entre los que se incluye la exposición a las pantallas, el adecuado uso de las gafas de sol y, por supuesto, la alimentación.

 

Una vista sana está vinculada a una alimentación saludable en la que estén presentes nutrientes específicos como vitaminas del grupo A, C y E, ácidos grasos esenciales y minerales.

 

En Ophthalteam te contamos qué alimentos son imprescindibles para mantener la salud de los ojos y prevenir aquellas enfermedades asociadas al envejecimiento.

 

 

Vitamina A

 

Es muy probable que en más de una ocasión te hayan comentado que las zanahorias son buenas para la vista. Y así es. La vitamina A se obtiene de alimentos vegetales en los que se encuentra en forma de betacaroteno, como las zanahorias, las espinacas, el boniato, los espárragos, el tomate.

 

La vitamina A previene la aparición de trastornos visuales y su deficiencia puede llegar a provocar ceguera.

 

 

Vitamina C

 

Los alimentos ricos en vitamina C son los pimientos y los cítricos: naranjas, limones, pomelos, mandarinas…

 

Esta vitamina tiene propiedades antioxidantes y protege los ojos frente a las radiaciones ultravioletas, además de prevenir las cataratas.

 

 

Vitamina E

 

Esta vitamina está presente en los cereales, las nueces, las semillas de girasol, las semillas de lino, las verduras de hoja verde como el brócoli, las acelgas, las endibias y la lechuga. Los suplementos de aceite de germen de trigo de primera presión en frío también son ricos en vitamina E.

 

Esta vitamina protege las membranas celulares de la oxidación y ayuda a prevenir la Degeneración Macular Asociada a la Edad (DMAE).

 

 

Vitaminas del grupo B

 

Las legumbres, los cereales integrales, los frutos secos y la levadura de cerveza son ricos en vitaminas del grupo B que previenen la aparición de enfermedades como la degeneración macular.

 

 

Ácidos grasos esenciales

 

Los ácidos grasos esenciales son las grasas del grupo Omega 3 y 6. El Omega 3 nos ayuda a mejorar la visión y está presente en el pescado azul, los frutos secos y semillas, concretamente la harina de linaza, las nueces y las semillas de chía.

 

Los ácidos grasos esenciales Omega 3 ayudan a prevenir enfermedades de la retina como la Degeneración Macular Asociada a la Edad y también se recomienda a las personas que sufren de ojo seco.

 

 

Zinc

 

Este mineral antioxidante protege a los ojos frente a los daños que ocasionan los radicales libres. Son alimentos ricos en zinc las lentejas, los garbanzos, la soja, los frutos secos y las semillas.

 

 

Antocianidinas

 

Los arándanos, las frambuesas, las cerezas, las manzanas, las ciruelas, las berenjenas o la col morada son ricos en antocianidinas.

 

Su labor es la de reparar las células nerviosas de la retina, aumentar el caudal sanguíneo aportando mayores nutrientes al ojo y proteger el colágeno.

 

 

 

Una alimentación rica en legumbres, cereales, frutas, verduras, frutos secos y semillas es la aliada perfecta para mantener la salud de tus ojos y protegerlos frente a enfermedades futuras, sobre todo las asociadas al envejecimiento.

 

En Ophthalteam te aconsejamos que incorpores en tu dieta alimentos frescos que favorecen tu salud ocular y tu calidad de vida en general.