Cuidados a tener en cuenta antes de una cirugía refractiva

La cirugía refractiva es un método eficaz, sencillo y cómodo para acabar con problemas tan comunes como la miopía, la hipermetropía, el astigmatismo o la presbicia.

Mediante la utilización de láser o la implantación de lentes intraoculares, este tipo de técnicas quirúrgicas eliminan o minimizan los defectos en la refracción ocular, consiguiendo evitar o reducir la dependencia de corrección óptica en gafas o lentes de contacto. El elemento común de todos los defectos refractivos es la visión borrosa cuando no están corregidos.

Previamente a la operación, es aconsejable seguir una serie de cuidados para que nuestros ojos estén preparados para tal intervención.

Estos cuidados médicos, sugeridos por el equipo médico, le ayudarán a que finalizada la intervención pueda evitar molestias e incluso disminuir la ansiedad ante las siguientes fases del postoperatorio.

Consulta previa a la cirugía refractiva

En la consulta con el oftalmólogo, el paciente tiene que dejar claro al especialista si toma algún tipo de medicamentos. Especialmente si forman parte de un tratamiento contra una anomalía visual. A su vez, deberá dejar constancia de las enfermedades de carácter general que haya padecido en el pasado o que padezca en el presente.

prueba Cuidados a tener en cuenta antes de una cirugía refractiva

Tratamiento de higiene

Es algo habitual que al paciente se le prescriba un colirio y unas toallitas para limpiar la zona antes de la cirugía refractiva. Además, los pacientes necesitan conocer toda la información relacionada con otros hábitos, como la alimentación, la lectura, la exposición a la luz, hacer deporte, entre otros, en el previo de la operación.

Lavarse la cabeza el día antes de la operación

Un consejo que debe aplicarse es lavarse el pelo con champú el día antes de la cirugía y no hacerlo el primer día del postoperatorio. El contacto con un producto químico como el jabón provocaría irritación en los ojos y retrasaría demasiado el proceso de recuperación de los ojos.

Cuidados para el día de la operación

Otra recomendación es acudir con ropa cómoda, informal, y dentro de lo posible, ir acompañados de un familiar o una persona cercana. Este consejo es todavía más importante si la persona que se opera es un adulto de edad avanzada o alguien con algún tipo de discapacidad física.

Hay que recordar que cada intervención ocular cuenta con sus propios cuidados. No hay una operación similar a otra por lo que es necesario estar preparado para conseguir los mejores resultados posibles tras la cirugía refractiva.

Descubre Ophthalteam

En nuestras clínicas Ophthalteam ofrecemos tratamientos ajustados para todos los pacientes. El desarrollo de nuevas tecnologías permite solucionar los defectos refractivos mediante cirugía refractiva láser, a través de dos procedimientos: el láser y la implantación de lentes intraoculares. Ofrecemos a los clientes diferentes tratamientos para que encuentren el que mejor se adapte a su problema con las mejores especialidades en cirugía oftalmológica en Madrid.

Lo más conveniente es intervenir en cuanto se realiza el diagnóstico para que el paciente recupere su calidad de vida. Le ofrecemos diferentes posibilidades de financiación para que el precio NO sea una preocupación.

Posts Relacionados

Dejar un comentario