Laser intralaser para miopía, hipermetropía y astigmatismo

El Laser Intralaser es uno de los avances tecnológicos más revolucionarios en el campo de la Cirugía Refractiva y de la Cirugía Corneal de los últimos tiempos. Hoy en día, es uno de los procedimientos quirúrgicos más habituales para la corrección de los defectos de refracción que derivan en una mala calidad de la visión, y en afecciones como miopía, hipermetropía o astigmatismo.

Se trata de una de las intervenciones con un mayor grado de precisión y seguridad. La tecnología que utiliza el Laser Intralaser es  el Femtosegundo Intralase.

El Laser Intralaser ofrece más precisión y seguridad que el Lasik tradicional realizado con bisturí, al ser 100% computerizado.

 

Análisis y diagnóstico previo

Para poder someterse al Laser Intralaser es imprescindible que el paciente goce de una salud ocular idónea. Además el médico debe contar con la máxima información sobre el tipo de defecto refractivo y mediciones de la partes del ojo.

Se le realiza un examen ocular completo que valora todas las partes del ojo y la visión y que incluye:

  1. Observación de los tejidos oculares mediante biomicroscopia.
  2. Medición del error de refracción, si es miopía, hipermetropía o astigmatismo y en qué grado.
  3. Medición de la pupila.
  4. Nivel de firmeza del globo ocular.
  5. Dilatación pupilar para observar el fondo del ojo.
  6. Medición de la presión intraocular o tonometría.
  7. Topografía con paquimetría, el mapa de la córnea del paciente.

 

Procedimiento del Laser Intralaser

El objetivo del Intralaser es moldear la superficie corneal. Para ello se utiliza el láser como energía que modifica la córnea según sea necesario para cada defecto ya sea miopía, hipermetropía o astigmatismo.

En la primera fase de la intervención se separa una pequeña capa llamada “flap” que se encuentra en la superficie del ojo.

Una vez libre de la protección se puede aplicar el láser que moldeará la córnea según parámetros determinados para cada paciente. De esta forma, se consigue corregir los defectos visuales del paciente.

La técnica Intralase ofrece una precisión extraordinaria, pues se evita la manipulación humana con bisturí.  Toda la operación se realiza íntegramente con láser de femtosegundo y gestionada por software. Se corrige el ojo de forma absolutamente personalizada.

 laser intralaser 1 Laser intralaser para miopía, hipermetropía y astigmatismo

 

Defectos refractivos y su corrección con intralaser

 

Corrección de la miopía

El intralaser puede llegar a corregir casi en su totalidad la miopía, uno de los defectos visuales más habituales que provoca visión borrosa de lejos. La miopía se produce porque el ojo tiene más longitud de lo que sería necesario. A veces también la córnea está demasiado curvada, lo que produce que la imagen se forme por delante de la retina.

 

Defecto de hipermetropía

En este caso el ojo es más corto de lo que sería ideal para una visión normal. Puede ser también que la córnea sea más plana de lo necesario. Por eso la imagen se forma por detrás de la retina. La calidad de la visión empeora de cerca y luego, poco a poco, también en visión media y lejana.

 

El astigmatismo

Una córnea sin defectos es una esfera completa, curvada y uniforme en 360º. Sin embargo las córneas que padecen astigmatismo son más curvadas en un eje que en otro. Es por esta razón que aparece la imagen borrosa, tanto de cerca como de lejos.

Tanto en miopía como en hipermetropía o astigmatismo la cirugía Intralaser ofrece buenos resultados. Es clave para el cirujano disponer de mediciones previas precisas y una buena planificación de la intervención para poder modificar la córnea y eliminar los defectos de la visión.

En Ophthalteam disponemos de las mejores garantías y profesionales acreditados que aseguran unos resultados óptimos. ¡Conócenos!

Posts Relacionados